China bloqueó entrada de investigadores de la OMS para estudiar los orígenes del coronavirus

87

La Organización Mundial de la Salud (OMS) dijo que China ha bloqueado la llegada de un equipo que investiga los orígenes de la pandemia de coronavirus, en una rara reprimenda de la agencia de la ONU al país asiático.

El director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, dijo que dos científicos del equipo de las Naciones Unidas ya habían abandonado sus países de origen rumbo a Wuhan cuando les dijeron que los funcionarios chinos no habían aprobado los permisos necesarios para ingresar al país. Los arreglos se habían acordado de antemano conjuntamente con China

Director de OMS: «Estoy muy decepcionado»
«Estoy muy decepcionado con esta noticia», dijo Tedros en una conferencia de prensa en Ginebra el martes. «He estado en contacto con altos funcionarios chinos y una vez más he dejado claro que la misión es una prioridad para la y el equipo internacional».

Tedros dijo que la OMS estaba «ansiosa por poner en marcha la misión lo antes posible» y que le habían asegurado que Beijing estaba acelerando el procedimiento interno para «el despliegue más pronto posible».

El Dr. Michael Ryan, director ejecutivo del programa de emergencias de salud de la OMS, dijo que había un problema con las visas y que un miembro del equipo ya había regresado a casa. El otro estaba esperando en tránsito en un tercer país.

Los funcionarios de la OMS han estado negociando durante mucho tiempo con Beijing para permitir que un equipo de científicos globales acceda a sitios clave para investigar el origen del virus, detectado por primera vez en Wuhan en diciembre de 2019, y su probable salto de una especie huésped no identificada a humanos.

En mayo, la OMS acordó realizar una investigación sobre la respuesta mundial a la pandemia después de que más de 100 países firmaran una resolución pidiendo una indagatoria independiente.

Ryan dijo que el equipo esperaba que fuera «solo un problema logístico y burocrático» que pueda resolverse de «buena fe en las próximas horas y reiniciar el despliegue del equipo lo antes posible».

Críticas a China
Estados Unidos y Australia han encabezado las críticas al manejo de China de las etapas iniciales de la pandemia y han acusado a Beijing de minimizar su gravedad e impedir una respuesta efectiva hasta que ya fue demasiado tarde.


El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha culpado repetidamente a China por la pandemia global y anunció que su país terminaría su relación con la OMS tras afirmar que China no había ofrecido adecuadamente la información que tenía sobre el coronavirus y que había presionado a la OMS para «engañar al mundo».

Estados Unidos ha exigido transparencia en las operaciones de la OMS en China. En noviembre, Garrett Grigsby, funcionario del Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE.UU., dijo a la asamblea de la OMS que los términos de la investigación a China «no se negociaron de manera transparente» y que «la investigación en sí parece ser incompatible» con su mandato.

Un cúmulo de documentos confidenciales obtenidos por CNN el año pasado del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades en la provincia de Hubei, donde se detectó el virus por primera vez en 2019, muestra cómo los funcionarios chinos dieron al mundo datos más optimistas de los que tenían acceso internamente, al no reportar inicialmente el número de casos durante las primeras etapas del brote.

China niega haber ocultado información
El gobierno chino ha rechazado repetidamente las acusaciones hechas por Estados Unidos y otros gobiernos occidentales de que ocultó deliberadamente información relacionada con el virus, manteniendo que ha sido sincero desde el comienzo del brote.

La portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Hua Chunying, dijo el lunes que el país daría la bienvenida al equipo de la OMS, según Reuters.

CNN se ha comunicado con el Ministerio de Relaciones Exteriores de China en busca de comentarios sobre las declaraciones de Tedros.

Mientras los países de todo el mundo luchan contra nuevos brotes y repuntes de infecciones, China parece estar recuperándose. El mes pasado, el país registró un crecimiento económico positivo por segundo trimestre consecutivo.

El ministro de Relaciones Exteriores chino, Wang Yi, elogió los esfuerzos de China contra la pandemia en su territorio y en el extranjero y dijo que el país «lanzó una campaña humanitaria global de emergencia» y «ayudó a construir un consenso sobre una respuesta global al covid-19».

El origen del virus
Mientras el equipo de la OMS se preparaba para embarcarse, funcionarios chinos y medios de comunicación estatales han cuestionado los orígenes del virus. Afirman que «cada vez más investigaciones sugieren que es probable que la pandemia haya sido causada por brotes separados en varios lugares del mundo», según Wang.

El lunes, circularon informes en las redes sociales chinas de que el virus había sido detectado en empaques de autopartes en varias ciudades, incluso de marcas extranjeras.

Durante meses, China ha estado probando y desinfectando productos congelados importados del extranjero, por temor a que el virus pueda volver a ingresar al país de esa manera, incluso cuando los expertos siguen siendo escépticos sobre que esto sea una fuente potencial de infección.

La OMS dice que es «muy poco probable que las personas puedan contraer covid-19 a partir de alimentos o envases de alimentos», y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. sostienen que se «cree que el riesgo es muy bajo». Ambos organismos insisten en que no hay evidencia de tal transmisión y los países incluso han amenazado con presentar un caso contra China en la Organización Mundial del Comercio por las restricciones a las importaciones.

Con información de CNN