Estados Unidos tendrá un domingo de 23 horas

286

Los residentes de Estados Unidos deben cambiar su reloj en la madrugada de este domingo y perderán una hora de sueño a medida que los relojes “se adelantan” en la primavera.

El cambio de hora se llevará a cabo este domingo 8 de marzo a las 2:00 a.m. hora local en la Florida.

El cambio de horario se realiza dos veces al año: se adelanta una hora a principios de primavera y se retrasa una hora en el otoño, todo con el fin de ahorrar energía. Si bien en 1918 este cambio de horario le ahorraba a Estados Unidos alrededor de US$2 millones en gas y más de 1 millón de toneladas de carbón, según una publicación del New York Times

Una hora perdida de sueño potencialmente ofrece interrupción y podría presentar riesgos para la salud, la fatiga es la queja médica más común. Hasta marzo de 2020, 39 estados han propuesto proyectos de ley para poner fin a la práctica de cambiar la hora. Sin embargo, la legislación solo puede entrar en vigencia si la ley federal cambia. La Ley de Tiempo Uniforme necesitaría ser enmendada para permitir tal cambio.

En Estados Unidos y sus territorios, el horario de verano no se observa en Arizona, Hawaii, Samoa Americana, Guam, Puerto Rico, las Islas Vírgenes, la Comunidad de Islas Marianas del Norte y Arizona.

El Domingo será un día 23 horas. Esta hora que nos “quitan” se notará sobre todo el Lunes por la mañana, ya que tendremos que madrugar más. De este modo comienza el horario de verano. El cambio de hora en los Estados Unidos se realiza dos veces al año: en Marzo y en Noviembre.

En Estados Unidos el cambio de horario se aplica progresivamente por todo el territorio: primero en la zona horaria del Atlántico, una hora más tarde en la zona Este, después en la zona Central, zona Montañosa, zona del Pacífico, y por último en la zona de Alaska.