En la aeronave que se estrelló en Charallave viajaban empresarios y familiares ligados al régimen de Maduro con intereses en el Arco Minero.

429

Una avioneta con nueve personas a bordo fue declarada en «fase de alerta» la noche de este jueves, luego de perder contacto con la torre de control del aeropuerto metropolitano de Caracas, Oscar Machado Zuloaga, ubicado en Charallave.

La aeronave King 100 siglas YV 1104, que partió desde Guasipati, estado Bolívar; perdió el contacto a cinco millas naúticas del aeródromo mirandino que era su lugar de destino.

De los nueve tripulantes, siete eran pasajeros quienes fueron identificados como Mariano Agustín Díaz Ramírez, Marielbys Alejandra Contreras Cardenas, Rafael José Araujo Cardozo, Daisy Maigualida Colina Polanco, Humberto José Vivanco Quintero, Ana María del Carmen Fois Colina, Alejandro Enrique Suegart Bonnet, según una lista a la que tuvo acceso el periodista del diario El Universal Carlos D’ Hoy.

Ya las autoridades fueron notificadas e iniciaron las labores de búsqueda en el cuadrante de la última ubicación conocida de la aeronave.

El abogado y empresario Mariano Díaz Ramírez, uno de los pasajeros de la avioneta desaparecida, fue denunciado ante el MP en mayo de 2015 por lavado de dinero y narcotráfico, sin embargo dicha acusasión no prosperó en el seno de la Fiscalía, dirigida en ese entonces por Luisa Ortega Díaz, quien luego de que se destapara una trama de corrupción en EEUU, que involucraba a Alejandro Andrade y Raúl Gorrín, ha señalado a este último como «el testaferro» del presidente del TSJ, Maikel Moreno al igual que de la primera dama, Cilia Flores, y sus hijos.

Díaz supuestamente estaría vinculado a Gorrín con quien defendió al expresidente del Banco Canarias, Alvaro Gorrín Ramos (quien no está emparentado al dueño de la planta televisiva, Globovisión), en el caso Microstar donde se habrían utilizaron dólares preferenciales de Cadivi para la compra de unos equipos de computación que finalmente no serían adquiridos.

Asimismo, un trabajo de Tal Cual recuerda que el diario Últimas Noticias publicó en su momento varios reportajes investigativos que vinculaban a Díaz Ramírez con la llamada «banda de los enanos», en la que también estaría Raúl Gorrín, una cuadrilla de poderosos empresarios y exfuncionarios venezolanos que se convirtieron en multimillonarios en plena crisis, según señala una nota del medio colombiano El Tiempo.

Los dos empresarios que se encontraban en la avionetra estaban ligados al gobierno, eran socios operadores del Humboldt. Además de Mariano Diaz (socio de Maikel Moreno y Gorrin) se encontraba Alejandro Suegart,  socio de los hijos de Diosdado Cabello en las operaciones turística de los Roques y Humboldt. También se encontraba una cuñada de Diosdado Cabello, MarbelysMuere,y la novia del hijo de Diosdado Cabello, la modelo Ana María Fois.

El SEBIN, FAES y GN tienen tomada la zona y la operadora turística de los charter. Se investiga la situación pero se presume que no será oficializada porque podría ttratarse de rencillas internas entre mafias ligadas a la dictadura de Maduro y Cabello.


En su cuenta en Twitter la periodista Ibéyise Pacheco (@ibepacheco) twitteó: «La paranoia se ha activado entre los corruptos del régimen con el accidente de la avioneta en Charallave. Raúl Gorrín y el resto de los sobrevivientes de la banda de los enanos, preocupados. Diosdado Cabello, también. Empresarios del oro con sus bardas en remojo. Acción de capos?».