Samuel Vílchez Santiago: “Debemos entender el poder que tenemos como comunidad y no permitir como diáspora que las diferencias nos dividan”

152

Llegó junto a sus padres como inmigrante a los EEUU a los 13 años de edad, sin hablar inglés, con un cultura completamente distinta, sin posibilidad de mirar atrás y sin conocer el entorno donde debía abrirse camino.

La aparente desventaja del idioma no fue obstáculo para que Samuel Vilchez Santiago se graduara con los más altos honores de la Colonial High School, ingresó distintas solicitudes y fue aceptado en once universidades con más de  $750,000 en ayuda financiera estudiantil, graduándose con honores en la carrera de Ciencias Políticas en la Universidad de Princenton.

A sus 25 años ha dirigido campañas electorales y hace 2 años obtuvo su bautizo político al aspirar a una candidatura a la legislatura de Florida por el circuito 48 en Orlando, donde poco a poco a poco se abre camino como activista político y comunitario a favor de las causas de los migrantes, la educación y el futuro.

Actualmente es el director en Florida de la organización bipartidista Américan Business Inmigration Coalition (ABIC), cuyo objetivo es proporcionar un canal eficaz en virtud de reformas de inmigración sensatas que contribuyan al fortalecimiento tanto de las familias como de la economía del país.

Cuando uno llega a este país uno no entiende cómo funciona ni el sistema educativo, ni la cultura americana. Siempre es importante abrirse y enfocarse con otras culturas y tener participación con otras comunidades, dijo Vílchez Santiago

  • Como ves las nuevas generaciones de inmigrantes que como tu fueron transplantados desde su patria chica y enfrentan contradicciones. ¿Son duros los primeros años de la migración para los niños y adolescentes?
  • Si, por supuesto, la migración es un proceso muy complicado también para quien llega desde adolescente. Cuando uno llega a este país uno no entiende cómo funciona ni el sistema educativo, ni la cultura americana y obviamente se hizo más difícil porque cuando llegué en el 2010 no habían muchos venezolanos. Siempre es importante abrirse y enfocarse con otras culturas y tener participación con otras comunidades.
  • ¿De qué forma se puede dar la comunicación con ese sector sensible de la diáspora y hacerle entender a esa juventud las nuevas oportunidades que tienen en sus manos?
  • Una de las actividades que estamos llevando a cabo en los últimos 7 años para comunicar sobre este tipo de oportunidades es a través de charlas directas, dirigidas tanto a los jóvenes como a los padres, llamada “Las claves del éxito”, donde tocamos el proceso de solicitudes de becas y ayudas financieras para las distintas universidades de los EEUU. Estas charlas son gratis y completamente en español, las hacemos en las iglesias, escuelas y organizaciones sin fines de lucro. Hemos orientado a más de 5 mil padres de familia, la mayoría venezolanos, acerca de estos temas. Para tener acceso a estas charlas pueden contactarnos a través de nuestras redes sociales por Facebook e Instagram por mi nombre Samuel Vílchez Santiago y en Twitter por @samvilchezs.
  • Pueden los Dreamers y los niños y jóvenes hispanos tener el mismo acceso a la educación superior que los niños de mayores recursos con los que crecieron en las escuelas?
  • Lo importante es la disciplina, tener las mejores notas, tomar clases más avanzadas, tener un record de servicio comunitario, destacarse en algún deporte o cualquier otra actividad fuera del salón de clases, pero les digo que a la mayoría de las mejores universidades en EEUU no les importa el status migratorio del estudiante.
  • Eres un apasionado por la educación y las políticas de inmigración. ¿Cómo vislumbras a futuro ese protagonismo de los hispanos en la política, las finanzas y la tecnología en los EEUU?
  • Mientras aumentemos en términos de población vamos a seguir aumentando en términos de poder, pero para eso es necesario mantenernos involucrados en el tema político y ejercer nuestro derecho del voto para ser escuchados por quienes se encuentran en el poder, así que es sumamente importante involucrarnos en los temas de la comunidad y en el tema cívico.
  • ¿Cómo puede el hispano que tiene tres trabajos y diferentes actividades, involucrarse con el trabajo cívico y formar ayudar al trabajo de organización para ayudar nuestras comunidades?
  • Uno puede involucrarse de distintas formas dependiendo del tiempo del que se disponga. Uno puede involucrarse en el tema político tocando puertas, atendiendo llamadas, participando en eventos, en los temas no políticos ayudando a recaudar fondos, lo más importante es buscar una organización alineada con tus intereses de visión, misión y participación.
  • Como joven político venezolano-americano cuáles son tus aspiraciones políticas?
  • Mi aspiración siempre ha sido tratar de ayudar a la mayor cantidad de gente desde cualquier posición en la que me encuentre. En estos momentos no estoy pensando postularme a ningún cargo ni en estas o en las próximas elecciones, pero estaré activo en cualquier forma que pueda ayudar a mi comunidad.

Por Dámaso Jiménez

@damasojimenez