Estado Islámico se atribuye atentados en Moscú. Putín busca incriminar a Ucrania por el ataque terrorista

26

El grupo terrorista Estado Islámico se ha atribuido, a través de Telegram, la autoría del atentado de este viernes en la sala de conciertos Crocus City Hall, a las afueras de Moscú.

Según los datos esgrimidos por el Servicio Federal de Seguridad (FSB), al menos 115 personas murieron y más de un centenar resultaron heridas en el tiroteo. «Preliminarmente, como resultado del atentado terrorista en el centro comercial Crocus City Hall», informó el servicio de prensa del FSB a las agencias locales.

Según las autoridades de la región de Moscú, más de una veintena de heridos han tenido que ser hospitalizados, cuatro de ellos en estado grave. Según el FSB, el ataque fue perpetrado por un grupo de hombres con armas automáticas en la ciudad de Krasnogorsk, al noroeste de Moscú, en los prolegómenos de un concierto del grupo de rock Piknik.

Por su parte, el presidente Putin ha intervenido este sábado para asegurar que todos los autores materiales del ataque han sido detenidos. Además ha señalado que estos se preparaban para cruzar la frontera con Ucrania.

«Intentaron escapar hacia Ucrania. Estaban preparados para ser trasladados dentro de territorio ucraniano. Todos nuestros investigadores están trabajando para encontrar a los orquestadores de este ataque, a los que les ofrecieron transporte, les dieron armas…»

Estado Islámico, responsable de al menos 15 ataques en Rusia desde 2015

Los atentados en suelo ruso por parte del Estado Islámico (EI) no son algo nuevo. El grupo yihadista empezó a reivindicar acciones en Rusia en 2015, algunas de ellas sin víctimas y otras con varios muertos, como el ocurrido en los Urales en 2017 cuando la explosión de un edificio de viviendas dejó 39 fallecidos.

Según las cifras recopiladas por EFE, tanto de sus propias informaciones como de bases de datos como el Departamento de Estado de Estados Unidos, el EI ha reivindicado o sido responsable de al menos 15 ataques en Rusia entre 2015 y 2019, el último año en que se había registrado una acción del Daesh, hasta la de este viernes en Moscú.

El de la sala de conciertos Crocus City Hall de la capital rusa es el más mortal contabilizado desde entonces, pero las acciones del EI en Rusia han ido desde el asesinato de policías, la matanza de fieles en una iglesia, una explosión en un supermercado, tiroteos o un lobo solitario acuchillando a viandantes.

EFE