Kaled Yorde: Colombia: Cita con el destino

956


El domingo primero de mayo de 2022 la hermana República de Colombia celebrará elecciones primarias para el cargo de presidente de la Republica. Habida cuenta de la gravedad del hecho de que el candidato de la izquierda, señor Petro, ex-guerrillero, revolucionario de la ultraizquierda, admirador de Fidel, Raúl Castro, Hugo Chávez y Maduro, Lula y los Kirchner, Ortega y Evo- los chicos malos del barrio latinoamericano- e hijo putativo del Foro de Sao Paulo y del Grupo de Puebla, amigo de aplicar la receta del Socialismo del Siglo 21: chavista- cubano que va a aplicar su hoja de ruta en la tierra de Santander, encabeza las encuestas, será para el querido y culto pueblo colombiano una cita con el destino.


Si la ceguera politica, la ignorancia sobre lo que es el comunismo para las naciones y sus pueblos, el miserable interés económico producto de la droga, el resentimiento y el revanchismo de la clase de a pie, el no importarle el sistema democrático ni las libertades y la propiedad privada, prevalecen el día en que los colombianos les corresponda cumplir con su sagrado deber cívico de votar por las libertades democráticas, a Colombia le esperará compartir el mismo lúgubre destino de Venezuela.


De eso se trata: Peligra el vecino de Venezuela, afectado por una enfermedad que está de moda en la actualidad,la tentación totalitaria.


Se dice que el peor ciego es el que no quiere ver; y eso pareciere ser la atmósfera reinante que respira, se mueve y tiene su ser en la inmensa clase popular colombiana.

Decimos esto porque ejemplos para no permitir que el mal sabor y olor políticos se apoderen de Colombia, no les faltan a los neo-granadinos: Venezuela, de ser uno de los países más ricos del mundo, con las mayores reservas de oro negro y dorado, con una de las monedas más sólidas a nivel mundial, en 22 años de revolución chavista-socialista del Siglo 21, inventada en mala hora por Hugo Chávez y continuada por Nicolás Maduro, tesis ésa de la autoría de Fidel Castro para chulearse las riquezas del suelo venezolano, es ahora un Estado fallido, empobrecido, devaluado y quebrado social, moral y económicamente, un país paria y Estado forajido, con un índice de pobreza cercano al 90% de su población.

Casi 7 millones de venezolanos han tenido que emigrar- muchos a pie-hacia otros países vecinos para poder sobrevivir. Los que no tuvieron la suerte de hacerlo, languidecen en su patria, comiendo desechos de los potes de basura y sufriendo infinidad de calamidades, en medio de enfermedades y gran pobreza.


¿No está enterada la masa de a pie colombiana de lo que le ha ocurrido a Venezuela, por causa de la misma línea política revolucionaria comunistoide y guerrillera que pretende imponer el señor Petro en su pais de ganar las elecciones? ¿Es ese el proyecto o modelo de país que sueñan los colombianos de a pie ( clase social baja) para sus hijos y nietos?
¿No ha sido suficiente mirar por la ventana donde se ve la Cuba castrista plena de escasez permanente de comida, gasolina, medicamentos; pésimos servicios públicos y con mucha gente huyendo en balsas, desde hace más de 60 años por razones de pobreza colectiva del pueblo cubano esclavizado por los tiranos hermanos Castro y la pandilla de secuaces que les secundan, pero con Fidel y Raúl ocupando puestos privilegiados en el ranking mundial de los gobernantes más ricos del mundo, fotografiados junto a los jeques árabes del Golfo Pérsico, los Príncipes y Reyes de Arabia Saudita; el Sultán de Brunei?

¿No es ese nefasto ejemplo un panorama negro y maloliente como para permitirle al señor Petro pintar a Colombia de rojo- rojito? Si lo saben los colombianos, ¿ cómo entonces se explica que el señor Petro esté encabezando las encuestas de popularidad y favorito para ganar la presidencia de la República? Algo está fallando allá y eso hay que detenerlo en el acto!


En el libro «La Tentación Totalitaria» escrito por el filósofo francés Revel, obra esa que todos los pueblos de la América Latina, especialmente los políticos y estudiantes universitarios deberían tener como texto de cabecera, siendo Revel un socialista nato, autocritica las » taras y enfermedades» que la izquierda dejó prosperar en su seno hasta anquilosarse intelectualmente, enarbolando su admiración por la dictadura; su ceguera frente las raíces del totalitarismo, el complejo de inferioridad frente al partido comunista; su ineptitud para formular proyectos socialistas distintos del modelo estaliniano».


La conclusión a la que llega Ravel en su magnífico libro es que lo que le trabó el triunfo al
socialismo en el planeta no era el capitalismo, sino el comunismo».


Petro encarna todos los antivalores del sistema comunista, sus taras, defectos y aberraciones. Petro es comunista y guerrillero; es enemigo del sistema democrático y ateo ( no cree en los valores y tradiciones judeo- cristianas.

Los colombianos tiene que ir todos unidos para la gran batalla del domingo primero de mayo; es su inexorable cita con el destino. No pueden permitir que el caos sobrevenga.

Salven a Colombia. Es un deber-ser!

@kaledyorde